Sobreviviendo al Huracán María

|

5 de octubre de 2017

10:07

Compartiendo mi experiencia de nuestro día a día después de un huracán.

Daños causados por el Huracan Maria en Puerto Rico


Hace dos semanas Puerto Rico recibió una visita temida y no deseada: el Huracán María.

Si lo han visto en las noticias sabrán de lo que estoy hablando: un huracán que entró como categoría 4 y salió degradado a 2 después de haber descargado toda su furia a todo lo largo y ancho de esta maravillosa isla caribeña; aquella de fotos perfectas a la orilla del mar con un mojito o piña colada en mano, a la que no en vano le llaman la Isla del Encanto.

Es de hacer notar que apenas un par de semanas antes tuvimos a otro huracán, Irma dando tumbos por aqui que nos dejó una semana sin electricidad, casualmente lo contaba en mi último post del Pionono puertorriqueño.

Era común en los días previos, ver a la gente haciendo chistes sobre el evento; en parte porque esa es una caracteristíca de los puertorriquenos y también de los venezolanos; hacer chistes de la situación, no importa que tan mala es; sin ir muy lejos, en mi país, los mejores chistes se hacen en velorios, en funerarias; yo personalmente tengo una experiencia con una amiga en el funeral del papá de una amiga en común, pero ese es otro cuento... por otra parte, es una manera coloquial de aliviar el stress...

Bueno, a lo que iba, con la inminencia del evento y el peligroso huracán corriendo raudo y veloz a la isla, no faltaron las cadenas de oración 2.0, aquellos incrédulos y hasta los que nunca se acuerdan de Dios antes de irse a dormir siquiera, promoviendo pedidos celestiales en Facebook, Twitter y cualquier red social que sirviera de puente para llevar al mensaje a Dios y en un giro de última hora lo desviara...

Después de alrededor de 12 horas de vientos huracanados en los que incluso mi edificio oscilaba como cuando tiembla, la realidad era otra: esta Isla de Encanto ya no era la misma; todo se habia desvanecido dejando tristeza y desolación.

Me sorprendió mucho el cambio inmediato en el paisaje; veía cosas que antes no, ya que los árboles que no habían sido derrumbados habían perdido todas sus hojas y todo parecia distinto...

Para todos sin excepción, la meta principal era sobrevivir a los poderosos vientos: buscar un lugar seguro, prepararse con linternas, velas, agua, comida no perecedera, kit de primeros auxilios y todas esas recomendaciones que se dan en casos de estos desastres naturales.

Pero por mas que uno haga preparativos, nadie está totalmente preparado para un evento en el que estás a merced de la naturaleza; yo tenia la sensación de no saber si estaba preparada o no...por supuesto que no lo estaba porque no sabía a qué me podría enfrentar, no sólo porque nunca había vivido un huracán, sino porque es una situación que te deja totalmente vulnerable: simplemente uno hace lo mejor que puede.

Nuestro segundo gran reto ha sido sobrevivir a la nueva realidad que nos ha dejado María; cómo vivir con poca agua, sin electricidad, sin comunicaciones, sin abastos de comida y combustibles suficientes, esa normalidad a la que estamos acostumbrados se ha convertido en otra cosa.

Gracias a que nuestro edificio tiene planta generadora de electricidad para las áreas comunes, era posible tener agua en los apartamentos luego de 4 días en que se habia restablecido el servicio de agua potable, antes teníamos envases de agua tanto para tomar como para las demás necesidades.

Dado que nuestra estufa funciona con electricidad, no es posible cocinar en ella, improvisamos una pequeña que hemos fabricado con un sterno y una lata para hacer la estufita, ha sido muy útil para hacer café por la mañana, calentar alguna comida y hacer algo de avena u otra comida fácil para la niña.

Preparando cafe en la manñana en una estufa improvisada con un sterno y una lata

Al no encontrar reemplazos para el sterno, hemos puesto alcohol al gel que tiene y seguir operando con ello. Pero si las cosas se alargan, necesitaremos encontrar una cocinita de gas, algo que por ahora parece casi imposible...

Nuestra comidas regulares las hacemos fuera, tenemos cerca algunos restaurantes de cocina criolla, y aunque es buena, extraño mucho nuestra dieta familiar, sin nombrar el gasto que eso representa...

Claro, tengo el gran inconveniente que sin estufa formal, las nuevas recetas para el blog estarán suspendidas hasta nuevo aviso, las nuevas que vean por ahora serán recetas que ya tengo hechas pero sin redactar o están a medias en borradores.

Computador portatil hecho con un smartphone, un tecldo inalambrico y un mousee
Escribiendo esta entrada

¿Y el blog?


Después de escuchar noticias que estaremos por semanas incluso por meses sin electricidad, me pregunté ¿y ahora qué hago con el blog?

Este fin de semana pasado las telecomunicaciones mejoraron y después de estar días de capa caída, estoy buscando maneras de ponerme a tono con mi productividad blogueril.

Ya que es mas fácil para mi salir a cargar el celular que llevar el laptop -cuya bateria ya esta vieja y se descarga pronto, me propuse sacar todo el provecho al celular, a ver si es tan inteligentes como lo pintan 😉....

Bueno, descubrí que puedo conectar un teclado inalámbrico y un ratón al celular y entrar al blog como normalmente lo hago; mi reto ahora es encontrar una forma práctica de sacar las fotos de recetas del laptop para editarlas y subirlas...

Por ahora estoy feliz de poder escribir esta entrada con todo este aparataje portátil.

Cómo mantener la sanidad mental y emocional


En casos como estos es muy importante hacer actividades que nos ofrezcan cierta tranquilidad y distracción, y hasta un sentido de normalidad.

Ya que es muy fácil perder la calma, sentir frustración y desesperanza, hay que permitirse tambien ese luto por ratos, es inevitable, pero hay que tener la sanidad emocional para dejarlo a un lado y seguir.

Por eso mi empeño de retomar las actividades del blog con lo que tenga a mano o me vuelvo loca pensando mil y una cosas y sintiendo como si el mundo se acaba...

He tenido tiempo de hacer cosas que antes "no tenía tiempo de hacer", he comenzado mis prácticas de caligrafía, he arreglado mis textiles para las fotos que estaban todas desorganizadas en una gaveta y ahora las tengo en bolsas transparentes con cierre para fácil uso y cuidado, tambien he hecho prácticas de fotografía; comence a hacer un color journal y he hecho una revisión exhaustiva de mis libros de recetas y no saben tantas ideas ricas que encontré que no sabía que habia allí, jaja! Ahora voy por el crochet.

Salimos a cargar los celulares en una plazoleta que hay en unos edificios cercanos y lo aprovechamos para tomar un poco de aire y que la niña juegue en este espacio que es seguro; allí ha hecho algunos amiguitos cuyas mamás o papás llegan con el mismo propósito.

Mi hija lo ha hecho mejor que nosotros, ella ha disfrutado sus juguetes y no ha dado ningún problema dada la situación; jugamos a la escuelita, leemos sus cuentos; realmente es una buena niña; aunque el calor no la deje dormir por ratos, ella también hace lo mejor que puede 💖

Me siento muy afortunada que toda nuestra familia esta bien, que nuestro apartamento no sufrió daño alguno y que nuestros vecinos están bien, que los daños materiales directos en nuestra comunidad han sido pocos, pero no es menos cierto que los daños colaterales son muy fuertes, un golpe bajo a la economía local y además otras áreas de la isla quedaron devastadas en las que familias y comunidades enteras lo han perdido todo.

Los vientos ya se fueron, pero sus efectos se sentirán en esta tierra por los años venideros, espero mas para bien que para mal y que esta isla maravillosa se levante cual Ave Fénix.

Este post es una especie de catarsis para mi, hablar un poco de como llevamos esta situacion imprevista en la que necesitamos hacer nuevas rutinas.

Gracias por tener un rato para leer esto, gracias a los que me han escrito pendientes de la situación, a quienes nos han tenido en sus oraciones y pensamientos; esta es una lección de vida y del poder de la resilencia en el ser humano. Los quiero mucho!

¡Que tengas lindo día! 😘

Angélica.

Encuéntranos en Pinterest Bizcochos y Sancoc

Pin This Share on Google Plus Email This

Seguro que también te gusta

21 comentarios

  1. Angèlica me alegra leerte aunque no tanto por lo que estáis pasando. Tiene un mérito increíble el que saques un ratito para hacernos llegar noticias. Sòlo puedo desearos todo lo mejor del mundo, por suerte estáis bien. Ojalá remonte pronto el país.
    Os tengo en mi pensamiento.
    Un beso y un abrazo muuuy fuertes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Isabel, saber que hay personas maravillosas como tú pensando en nosotros me da mucha fortaleza, porque realmente no es nada fácil esto, estamos tratando de llevar el dia a dia de la mejor manera. Besos y gracias por todo el cariño

      Eliminar
  2. Lo principal es que estáis todos bien, llevando la eventualidad lo mejor posible. De aquí también se pueden sacar cosas buenas como la solidaridad de la gente, el ingenio para solventar problemas o las mil cosas que podemos hacer en las que antes no habíamos caido o no teníamos tiempo. Este mal momento pasará y vendrán tiempo mejores. Nadie está preparado para cosas así, pero el ser humano tiene una capacidad de respuesta increible en situaciones adversas, me alegra ver que tú eres así de desenvuelta y cuando vuelva la normalidad te sentirás fortalecida, y esa será tu recompensa a estos dias aciagos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lola, muchas gracias, tus palabras son sabias y me transmiten mucha calma. Aunque a veces me siento que no puedo mas, trato de mirar las cosas con buenos ojos , miro a los arboles que ya estan comenzando a retoñar como dando un mensaje de esperanza...todo lo que puedo decir es que la naturaleza es sabia, lo que sucede es que todavia no la entendemos. Besos amiga y mil gracias por tu solidaridad!

      Eliminar
  3. Amiga, tal como te comenté con anterioridad, admiro tu voluntad y la bendigo… estoy muy orgullosa de ti. Agradezco muchísimo que nos cuentes tu experiencia en este evento, que son de esos que nos sacuden queramos o no, para que nos recordemos de las verdaderas prioridades en la vida… la isla se levantará Dios mediante.

    Seguimos acá, atentas para que hagas catarsis cuando lo requieras! Te mando un fuerte abrazo!!

    Ahh!! Casualmente inicié también prácticas de caligrafía… es como aprender a escribir de nuevo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si Ninoska tienes razón con lo que comentas de la caligrafía, imaginate uno ahora escribiendo mas y mas en teclados, se le olvida como escribir a mano, que horror, me di cuenta que mi letra se estaba poniendo fea por falta de práctica 😳
      Muchas gracias amiga, aunque no creas que es tan fácil a pesar de querer ser decidida, bueno tú sabes, porque de alguna manera esta situación me recuerda a la de Venezuela por las carencias y dificultades para hacer todo, hasta lo que parece mas fácil...Realmente deseo mejore nuestra situación pronto y a ustedes alla también 🙏. Besitos

      Eliminar
  4. Angélica, ya estvimos hablando sobre tu situación y el devastador huracán, pero no dejo de estremecerme al leerte.
    Nunca estaremos preparados para este tipo de inclemencias climatológicas, por eso leerlo así, escrito de primera mano por alguien que realmente lo ha vivido, es muy fuerte, solo podemos dar gracias al cielo que solo sean daños materiales, que de uno u otro modo, se arreglaran tarde o temprano.
    Lo peor es lo de la comida, y por el blog no te preocupes, nos hacemos cargo de la situación, y aquí estaremos al pendiente, para cuando puedas regresar dando lo mejor de ti, como siempre.
    Besos, y fuerza.
    P.D: hacer ganchillo (crochet) es una de las mejores terapias que conozco para templar los nervios.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti también Concha querida por tu solidaridad y buenos deseos. El asunto de la comida si es fuerte, imaginate que hasta para tener agua fria es un suplicio, nos ha sido imposible conseguir hielo porque las filas para comprarlo son kilometricas y estamos evitando cualquier situación que nos ponga en mas incomodidad de la que ya tenemos...Pero si es un problema no poder cocinar, por muchas razones. Al menos tenemos agua, porque si no seria una locura total...Besitos y ya te contare del ganchillo...

      Eliminar
  5. Hola Angelica! me alegra saber que estáis bien ,aunque no puedo leer lo que has escrito ,no me deja abrirlo,pero por los comentarios y la tele ,veo que ha sido devastador ,algo contra lo que no podemos luchar es contra la fuerza de la naturaleza,mucho animo y muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mary, que raro que no puedas entrar al post. Este huracan tremendo casi nos borra del mapa, y lo peor es que los problemas apenas estan empezando...pero confiando siempre en lo mejor. Besos y abrazos fuertes.

      Eliminar
  6. Mi Angélica querida, gracias a Dios que dentro de todo estan bien tu y tu familia. Son exactamente estas cosas las que nos demuestran lo vulnerables que somos los seres humanos, y es en estas situaciones las que nos enfocan para valorar lo realmente importante de la vida. Todo o casi todo "lo importante" pierde sentido al ponernos en frente de una situación fuerte como esta que has vívido. Pensar lo fuerte que tiene que ser vivir un huracán para ti como primera vez, uno que no está acostumbrado a estoa eventos, me imagino lo dificil y fuerte que ha tenido que ser. Recibe un abrazo grande, y que puedas estar con mas regularidad con el blog, que mira de todo se sacan cosas positivas, vas sacandole provecho a tu cel u vas conociendo otras personas y tu peque más amiguitos.

    Un beso grande! :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, todo esta situación es muy agotadora, con decirte que el día después del huracán, me dolia la boca y todos los dientes como si se me iban a caer...como bien dices, no estamos acostumbrados a esto en Venezuela que no pasa de una lluvia fuerte y algunos deslizamientos, pero esto es terrible y mucha gente lo ha perdido todo, es muy triste. Gracias por tu cariño amiga, lo aprecio mucho!😗

      Eliminar
  7. ¡¡Hola Angélica!! Menos mal que tú y tu familia estáis bien, pero está claro que la devastación de la isla es también muy dolorosa. Me han inquietado mucho las noticias sobre el huracán estos días, las imágenes han sido horribles y veo que es una auténtica odisea el día a día. Haces bien en intentar tener la mente y las manos ocupadas, sin duda, es muy necesario. Los niños siempre se adaptan mejor a todo, pero los adultos, llevan peor esa pérdida de rutina, o el que las cosas no estén como antes. Veo que aún así intentas normalizar todo lo mejor posible, te admiro por ello. Espero que todo vuelva pronto a la normalidad, aunque, como tú dices, hay cosas que no volverán a ser lo que eran en mucho tiempo. Un abrazo muy grande. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Isabel, con la falta de electricidad y la poca comunicacion por celular y escaso internet, aqui todavia no hemos visto todo lo que ha pasado, pero las noticias fuera parecen bien alarmantes, y todavia hay personas que no han podido comunicar con sus familiares y saber como estan. Ayer nos encontramos con que este sitio donde cargabamos celulares quitaron la electricidad de las conexiones publicas 😬 y ahora tenemos que buscar otra solución...es muy facil deseperarse al ver pocos progresos, es agotador, pero bueno, poco a poco...Besitos amiga y mil gracias!

      Eliminar
  8. Angélica me alegro mucho de verte de nuevo publicando. Me ha emocionado a la par que estremecido leer tu entrada de hoy, no sé cómo lo hubiera llevado yo, igual no con tanta entereza. Además todo el rato estaba pensando cómo lo podía haber llevado tu pequeña... Las fuerzas de la naturaleza son imparables y no he podido evitar reirme al leer que había quien pedía a dios en RR.SS. que el huracán se desviara... No sé cómo funciona esto ahora, pero no creo que ningún ser divino se prodigue en redes tan humanas... En fin, supongo que es lo que hace la desesperación.

    Te he tenido muy presente todos estos días y estaba deseando saber algo de ti. Tampoco quería agobiar porque suponía que estábais incomunicados y tenía la esperanza de que fuéseis afortunados y no os pasara nada. Queda un largo camino para recuperar lo que María se ha llevado y me encanta tu actitud. Aquí estaré (y estaremos) cuando publiques, y si necesitas algo, no dudes en pedirlo

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias mi querida Cuca, tus palabras me llenan de fuerza. Yo no puedo imaginar como pueden estar las personas que lo han perdido todo, sus casas, trabajos, sembradios, el esfuerzo de tantos años, no se que haria entonces...Gracias a Dios estamos bien y sinda;os lamentables, pero sabiendo que muchos no pueden decir lo mismo, es triste.
      No sabemos aun cuando comienza la escuela ni que va a suceder con el año escolar y como dice Isabel, los niños se acoplan a la situacion con mas facilidad, aunque no deja de preocuparme su bienestar.
      Espero seguir activa con el blog tanto como pueda, al menos tengo algunas recetas en borradores que puedo sacar...
      Besitos a ti y tu nena hermosa, gracias por tu solidaridad y cariño!

      Eliminar
  9. Sorprendente amiga, no tenía ni idea, ya que últimamente he dejado de leer noticias, no sabía mucho sobre lo que había pasado en Puerto Rico. La moraleja aquí es que hay que ser flexibles, para poder adaptarnos a las circunstancias. Y tener paciencia amiga, que bueno que dentro de todo lo malo has sabido sacar provecho de la situación, haciendo otras cosas que seguramente tenías pendientes por hacer. Un beso y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te preocupes Judith, que con lo que sucede alla es mas que suficiente...Realmente la paciencia y aguante lo tengo a prueba, han sido dias dificiles, aqui prometen que tendremos electricidad de aqui a diciembre, que tal!!
      Besos!

      Eliminar
  10. Hola Angélica, no me había podido pasar, la última semana fue agitada por acá, en tu ausencia te extrañe montones, luego de ver tu mensaje por Ig, descansé. Amiga esa forma de hacer catarsis es necesaria, me alegra saber que estés bien tú y tu familia, claramente no por ello, se siente esa desolación luego de ver tantos desastres naturales seguidos, es algo ante lo que no podemos hacer nada más que intentar llevar las cosas con la mejor actitud. Mucha fuerza amiga. Espero mejoren las cosas, con hechos como estos uno aprende a valorar los pequeños momentos, me alegra que sepas llevar todas las cosas, lo mejor es lo que haces entreteniéndote con tantas cosas que antes de no tener esta tecnología hacían parte de la vida. Aunque olbigada por la situación, veo que se pueden sacar muchas cosas buenas, esos momentos que comparten en las tardes en familia los ha unido mucho más, me alegra saber de ti, de verdad estuve pensándote mucho. Te mando un abrazo grandote, mucha fuerza, que sigas aprovechando esas nuevas actividades, lo de la cocina, lo importante es tener paciencia, espero todo mejore. Y si necesitas hacer catarsis por acá estamos o por el medio que puedas, mil besos amiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Natalia por tenernos en tus pensamientos, esto ha sido mas de lo que habria imaginado podria pasar, pero aqui estamos con vida y pidiendo a Dios que esto mejore considerablemente porque se ha visto poco progreso.
      De todos modos, en lo que pueda sigo por aqui en mi rincon virtual compartiendo con mi gente linda que me llenan de alegrias y fortalezas asi como tú.
      Besos!

      Eliminar
  11. Que bonito post... Me alegro por ti que no sufrieras daños muy fuertes y espero que todo se recupere pronto y que la isla vuelva a resurgir como comentas.

    Ahora es cuestión de paciencia. ¡Te mando muchos ánimos!

    ResponderEliminar

Gracias por unirte a la conversación, me alegras el alma y animas el blog con cada comentario que dejas. Mil gracias!!